PUB



FavoriteLoadingA 0





TOQUES:

Fútbol Dispara fuera Mejor Aventura, Juegos de Fútbol Dispara fuera Mejor Aventura, Fútbol Dispara fuera Mejor Aventura Gratis

Qué buen gusto tiene Naná” Yo sufrí como un animal. ¿Lo entiendes? ¿Será posible que aún nadie se haya dado cuenta? ¿Por qué tengo que hacerlo yo? ¿De qué hablas? Él no es mi papá. ¿Él, quién? Papá. ¿Papa no es papá? ¿Papá no es papá? ¡No! Él no es mi papá. ¿En qué sentido? ¡Naná, en el único sentido posible! Él no me hizo. No soy su hija. ¿Y de quién eres hija, entonces? Del tío Duccio. ¿Cómo, del tío Duccio? ¿Y tú como lo sabes? Me lo dijo mamá. Hace tres meses, cuando le dije que me casaba. Mamá. ¿Y papá lo sabe? ¿Qué papá? Bueno, claro, lo saben los dos. ¿Lo sabe papá? Y lo sabe el otro papá. Todos lo saben, mamá también. Y tú. Solo yo no lo sabía. Claro, porque a mí nadie me dijo nada. ¡A mí nadie me dijo nada! ¿Por qué? ¿Qué pasó? Intentaron en su casa? Está aquí, te llamaré luego. ¿Qué te pasó? Nada, me caí de la moto. ¿Te lastimaste? No, no Juegos Sí, un poco, el brazo. Bueno, quítate eso, ¿no? Tú sabes por qué vine. Sí, pero ahora abrígate. Mira eso. ¿Y bien? no sé por dónde empezar. Cuando tenías ocho o nueve años Juegos Un día, tu madre se marchó. yo te dije que se había ido de gira. Tú empezaste a sentirte mal. ¿Qué tenía? Ten enfermabas siempre. De noche, tenías pesadillas. Y luego, dejaste de comer. En fin, fui a buscar a mamá. A Roma Juegos Había retomado la actuación. Y vivía con Duccio. ¿Y tú sabías que vivían juntos? No. ¡Pero era tu mejor amigo! Yo nunca pensé que el amor fuese algo exclusivo. ¡Dios mío! Fue entonces que mamá quedó embarazada de Bea. ¡No puedo creerlo! Tú empezaste a enfermarte. Fue un gran lío. Y al final, decidimos dejar las cosas así. Luego, les diríamos la verdad Juegos ¡Pasaron más de treinta años! Es cierto, pero ¿qué quieres que te diga? Tú siempre eras o muy feliz o muy desdichada. Prácticamente, nos obligaste a seguir juntos. ¡Claro, ahora es mi culpa! ¡Por favor! La culpa es solamente nuestra. Pero Juegos tú y mamá dormían en cuartos separados, eso lo recuerdo. A veces iba por las mañanas a su cuarto y me metía en su cama. Pero tú también estabas, ¿O no? A veces Juegos ¿Qué hacías tú en la cama de mamá? ¿Qué hacía? Naná Juegos En mi relación con ella hubo etapas Juegos Juegos en las que Juegos ¿Qué? Etapas Juegos ¿Etapas? Etapas de reconciliación. Eso. ¡Dios mío! ¿Me estás diciendo que mamá se acostaba con Duccio y contigo? ¡Juntos, no! Alternadamente. ¡Claro, naturalmente! ¡No seas grosera! Perdón, papá. ¿Y cuánto duró este lío? ¡No me digas que todavía Juegos ! No, Naná, por favor Juegos ¡No me toques! ¡Naná, querida! ¡”Querida” un cuerno! ¿qué quieres? Hablar un momento. Yo no tengo ganas de hablarte, ¿está bien? Ahora todos quieren hablar. ¡Se callaron durante años y ahora quieren hablar! ¡Y yo no quiero escucharlos! ¡Vete! Anda, sal. Por favor, no seas chiquilina ¡No, no quiero! ¿Está bien? ¡Esta también es mi casa! Anda, vete. No quiero salir. En algún momento tendrás que salir, ¿no? Anda, papá y todos te estamos esperando, por favor. Naná, por favor. Está bien. Haz como quieras. Al día siguiente, partió a Treviso. Consiguió un empleo. Tuvo la oportunidad



Remonter