PUB



FavoriteLoadingA 0





TOQUES:

Funball Frenesí : E.C.E, Juegos de Funball Frenesí : E.C.E, Gratis Funball Frenesí : E.C.E

Funball Frenesí : E.C.E ¿Cree que porque soy pobre, oscura y sencilla, no tengo alma ni corazón? Tengo tanta alma como usted y tanto corazón también. Y si Dios me hubiera regalado riqueza y belleza, habría logrado que fuera tan difícil para usted dejarme a mí como juegos Como es para mí dejarlo a usted. He hablado con mi corazón. Ahora, déjeme ir. Jane, Jane, es extraño. Es casi como una cosa no terrenal. Tú, a quién amo como a mi propia carne juegos No se burle de mí. No me interesa Blanche. Eres tú a quien quiero. Respóndeme, Jane. Rápido. Di: “Edward, me casaré contigo”. Dilo, Jane. Dilo. Quiero leer su rostro. Lee rápido. Di: “Edward, me casaré contigo”. Edward, me casaré contigo. Dios, perdóname. Todas mis dudas, y las oscuras sombras que pendían sobre Thornfield parecieron desvanecerse juegos Destrozadas como el desgarrado castaño. Amaba y era amada. Cada hora ansiaba la plenitud del amor. Jane, ¿qué crees que estás haciendo? Enseñando a Adele como siempre. Como siempre como un nuevo cielo y una nueva tierra, tú continúas enseñando a Adele. ¿Qué hay de malo con eso? Porque voy a casarme con mademoiselle y voy a llevar a mademoiselle a la luna. y encontrar una cueva en uno de los valles blancos, y mademoiselle vivirá con nosotros ahí para siempre. ¿Lo apruebas? Monsieur, no hay nadie que prefiera para que usted se case, ni siquiera la Sra. Fairfax. Y algo de eso y algo de escarlata juegos Te digo juegos Y escarlata y algo seda dorada juegos Aquí tiene Srta. Le doy más. Son y extra. ¡Vete! Leeré el futuro de la linda dama. La linda dama va a casarse conmigo. Nosotros haremos nuestro futuro. Sra. de Edward Rochester, paquete a Genoa. Les solicito a ambos y responderán el día terrible del juicio, cuando los secretos de los corazones sean descubiertos, que si alguno de ustedes conoce un impedimento por el cual no puedan legalmente ser unidos en matrimonio, lo confiese ahora. Ya que es seguro que si las personas se unen en otra forma que la que la Palabra de Dios permite, no están unidos por Dios, y su matrimonio no es legal. Edward Rochester, ¿acepta por esposa a esta mujer?



Remonter